lunes, 23 de enero de 2017

Comunicación y Salud



Los medios de comunicación masiva: radio, prensa, televisión y redes sociales, tienen segmentos  en alimentación, nutrición, dietética, alimentación y practica deportiva, y alimentación e interculturalidad.

Muchos están conducidos por médicos, nutricionistas y tecnólogos en alimentación;  sin embargo hay pocos segmentos de nutrición para gente que tiene una intensa, mediana y normal práctica deportiva, o pacientes que padecen de hipertención arterial, obesidad, sobrepeso, problemas gastrointestinales, problemas de infecciones respiratorias agudas, cáncer; tampoco hay dietas para neonatos,  niños, adolescentes, o para embarazadas, y adultos mayores.

Los profesionales que se dedican a educar y capacitar, por medio de los programas nutricionales de comunicación, deberían tomar en cuenta que la salud preventiva puede convertirse en un servicio importante para la comunidad. Con una correcta alimentación se podria evitar, o disminuir la ingesta de fármacos que producen efectos colaterales en el organismo. La alimentación correcta nos puede sanar. 





PUBLICIDAD Y CULTO AL CUERPO 
La publicidad en los medios de comunicación, tambien influye en la alimentación y el consumo. El culto al cuerpo, desata la ingesta de alimentos dietéticos para evitar obesidad y sobrepeso, sin embargo hay cuestionamientos porque los productos no tienen información veraz en sus etiquetas, en otros no se colocan los componentes, tamopo se informa su composición de contenido en sal, azúcar y grasa, o si continen transgénicos, o antibióticos, a pesar de que han habido adelantos en esta materia.




¿ALIMENTOS NUTRICIONALES? 
Tambien en los últimos años han aparecido alimentos nutricionales con marcas internacionales que se promocionan en los medios de comunicación, y se los adquiere en los supermecados. La información nutricional de estos tambien es dudosa, incluso las dosis que se recomiendan para su ingesta, carecen de  veracidad de un profesional en nutrición.




 NIÑOS, Y ADOLESCENTES,  EL MEJOR PUBLICO NUTRICIONAL
Los segmentos publicitarios en la programación de los medios de comunicación en los horarios triple A, siempre, -o casi siempre-, tienen entre su parilla de programación la publicidad de productos alimenticios, o snakcs, que venden y sostienen  auspiciosamente un programa. Los niños y adolesecentes los ven en televisión, o escuchan el spot en la radio, y luego los piden a sus padres, asi se cierra el circulo vicioso de consumo: público, publicidad, compra, ingesta. El alto consumo de fast food (comida chatarra), provoca muchas enfermedades por el bajo componente de proteinas, vitaminas y nutrientes que contienen. Tambien la televisión está relacionada directamente con la falta de mobilidad y ejercicio físico, por lo tanto el sobrepeso y la obesidad.